mujeres ine I+D

Una investigadora trabaja en el Laboratorio de Sanidad Animal de la Generalitat Valenciana. EFE

El 40% de los trabajos de I+D lo ocupan mujeres, según el INE

Noemí G. Gómez - 30 noviembre, 2018
La investigación y el desarrollo (I+D) empleó en 2017 en España a un total de 215.713 personas a jornada completa, de las que un 40% fueron mujeres, porcentaje muy similar al de 2016.
El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha hecho pública su estadística anual sobre la I+D en nuestro país, que además de datos de gasto estatal y por comunidades autónomas, incluye cifras de empleo.
Así, un total de 215.713 personas se dedicaron a actividades de I+D interna en 2017, lo que representó el 11,5 por mil de la población total ocupada y un aumento del 4,8% respecto al año anterior.

Baja el porcentaje de mujeres en la I+D

En cuanto a las mujeres, el INE señala que supusieron un 40% del total de personal que se dedicó a actividades de I+D a jornada completa -en 2016 el porcentaje fue de 40,4% de un total de 205.872 personas-.
Los porcentajes más elevados de participación de las mujeres el pasado año se dieron en las Instituciones Privadas Sin Fines de Lucro IPSFL (53,1% del empleo total) y en la Administración Pública (52%).

En la enseñanza superior este porcentaje se situó en el 44,4%, mientras que en el sector empresas fue del 31,3%.

 De estos empleos totales que genera la I+D, el colectivo en concreto de investigadores alcanzó la cifra de 133.194 personas -jornada completa-, lo que supuso un 7,1 por mil de la población total ocupada y un incremento del 5,2% respecto a 2016.
Aquí el porcentaje de mujeres que son investigadoras se elevó a 38,8% (en 2016 el total de investigadores fue de 126.633, de los que un 39,1% fueron mujeres).
En cuanto al gasto, este se incrementó un 6% en 2017 y alcanzó los 14.052 millones de euros, lo que representó el 1,20% del Producto Interior Bruto (PIB), frente al 1,19% de 2016.

Razones laborales y de conciliación, causas de la baja natalidad

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha hecho públicos también los datos de la Encuesta de Fecundidad de 2018.
Según el estudio, las razones laborales o de conciliación de la vida familiar y laboral, junto con las económicas, son las responsables de que las mujeres españolas tengan menos hijos de los deseados.

Y es que, en España, casi tres de cada cuatro mujeres desea tener al menos dos hijos, pero para ello demandan un aumento de la duración del permiso de maternidad y paternidad, flexibilidad en el horario de trabajo para padres y madres; y una asignación para las familias con hijos menores de 18 años. Actualmente la tasa de fecundidad es de 1,3 hijos.Con esta encuesta, el INE da continuidad a las de 1977, 1985 y 1999, y en ella analiza las barreras e incentivos que encuentran las personas a la hora de ser madres o padres, así como el número de mujeres que recurre a la reproducción asistida.

Por primera vez se ha encuestado a los hombres y sus respuestas no difieren mucho de las de las mujeres.

Los deseos sobre la maternidad varían según la edad, de modo que casi la mitad de las mujeres de entre 18 y 55 años, incluidas las que ya han sido madres, quieren tener dos hijos.

Casi tres de cada cuatro mujeres quieren tener al menos dos hijos

Los porcentajes más elevados (48 %) son los de las que tienen entre 25 y 29 años y las de 40 o más. y solo una de cada cuatro quiere tener tres hijos.Explica el INE que, si se suman estos dos grupos, casi tres de cada cuatro quieren tener al menos dos hijos.

El porcentaje de las que no quieren ser madres se reduce a medida que aumenta la edad.

Así, el 27 % de las menores de 25 años no quiere hijos, frente al 17 % de las que tienen entre 25 y 29 años. Y apenas una de cada diez mujeres mayores de 30 no quiere ser madre.

Estadística hace hincapié en que el motivo más importante por el que las mujeres que no han tenido hijos o no desea tenerlos «es porque no quieren ser madres». Y en el caso de las menores de 25 años porque se consideran demasiado jóvenes.

La mayoría de las menores de 35 años, espera tener más.

A partir de esa edad, las razones laborales o de conciliación de la vida familiar y laboral, y las económicas, son las que más pesan a la hora de limitar el número de hijos.

Menos del diez por ciento de las mujeres achaca no tener hijos al hecho de no contar con la pareja adecuada.

ine mujeres

Un hombre con su hijo en una plaza madrileña. EFE/Emilio Naranjo

En cuanto a los incentivos para aumentar la natalidad, los españoles también demandan la equiparación de los permisos de maternidad y paternidad; una asignación para quienes dejen su trabajo para cuidar a los niño; más escuelas infantiles asequibles y de calidad para niños de 0 a 3 años; y una asignación en función de la renta por cada niño.

El 28,6 % de las menores de 25 años no cree que se deba incentivar la natalidad, un porcentaje que va disminuyendo con la edad hasta situarse en el 12,6 % entre el grupo de mayor fecundidad (30 a 34 años).

Sin diferencias por sexo sobre el número de hijos deseados

Según Estadística, no hay grandes diferencias entre el número de hijos deseado por hombres y mujeres y la mayor discrepancia está entre quienes quieren tener tres. Ellos son menos.

La encuesta difundida hoy por el INE también incluye datos sobre reproducción asistida.

Y señala que, en España, el 5,4 % de las mujeres de entre 18 y 55 años se ha sometido alguna vez a un tratamiento de reproducción asistida.

Un porcentaje que aumenta con la edad y que alcanza un máximo del 8,8 % entre las de 40 y 44 años.

Destaca Estadística que el 5,9 % de las mujeres de 50 y más años se han sometido alguna vez o se están sometiendo a un tratamiento de reproducción asistida.

Los tratamientos más utilizados son la fecundación in vitro (FIV) o inyección intracitoplasmática (ICSI) y la inseminación artificial, y su uso aumenta con la edad.

Así, de todas las que ha recurrido a ello, el 54,5 % tiene menos de 30 años y el 82 % tiene 45 o más.

Con la inseminación artificial sucede lo contrario. De las que lo han usado, el 27 % es menor de 35 años y el 13,6 % entre 40 y 44 años.