Eva Latonda: «un trabajador que puede conciliar rinde más»

Ana Márquez | Madrid - 19 marzo, 2019

Eva Latonda, profesora de cine, teatro y narrativa audiovisual; actriz de doblaje y locución, jurado especializado en diferentes festivales de cine internacional y escritora, es además el rostro de una madre de cinco hijos que ve en la conciliación la clave para conseguir la igualdad.

La profesora, que se declara abiertamente católica practicante, afirma que para que la mujer ocupe el puesto que le corresponde en el mundo laboral se deben aplicar medidas de conciliación familiar y laboral, y hace hincapié en que los cuidados son cosa de dos, de los hombres y de las mujeres.

Latonda se reconoce feminista en una conversación con Efe con motivo del 8M y aboga por que se deje a un lado la “guerra de sexos” y que ambos géneros caminen juntos hacia la igualdad.

La mujer puede transformar y mejorar

Pregunta: ¿Se considera feminista?

Respuesta: Sí, soy feminista convencida. Como dice la cita “la revolución será feminista o no será”, pienso que la mujer tiene la capacidad de transformar y mejorar lo que va un poquito mal. Digo poquito, por ser positiva. Tenemos esa capacidad de acoger, acompañar, de comprender, de querer y es lo que necesita este mundo.

Eva Latonda

Eva Latonda, profesora de cine, teatro y narrativa audiovisual, actriz de doblaje y escritora. EFE/Ana Márquez

P: ¿La ha ayudado el feminismo en su sector o en su día a día? 

R: Sí, el feminismo me ha ayudado en general porque me ha ayudado a comprenderme mejor, comprender las situaciones de muchas personas y poder acompañar en sus momentos de bajón o de no entender lo que les puede pasar. Sí, esa lucha sana, no una lucha de guerra de sexos que está trasnochada, porque el marxismo en el feminismo ya pasó, hemos conseguido muchísimo pero ahora la lucha es diferente.

Visibilizar a mujeres embarazadas y ayudas para conciliar

P: Cite dos medidas que deberían implantarse para caminar hacia la igualdad

R: Sobre todo, dar visibilidad en los medios de comunicación a todo tipo de personas, como mujeres embarazadas. ¿Por qué no salen? ¿Es fea una mujer embarazada? La maternidad está muy mal vista. Luego, cuando digo que tengo cinco hijos, la gente se sorprende con envidia de que los tenga. Los gobiernos tienen que ayudar a conciliar y a recuperar el tiempo porque un trabajador que puede conciliar rinde más porque se siente cuidado por su empresa y puede vivir su vida personal.

Desde mi visión de católica, hay machismo en la Iglesia. Todavía hay formas de hacer que son machistas, pero que “los curas son machistas” es más un estereotipo que la propia realidad.

P: ¿Se ha encontrado con algún obstáculo por ser mujer? 

R: Las reuniones pueden ser curiosas porque miran al compañero con el que vas aunque tu seas la jefa. Pero, en general, tengo confianza y creo en el ser humano y al final rompes obstáculos cuando miras a la gente con el corazón y con los ojos de un niño que no mira si somos hombres o mujeres, blancos o negros. Ve a personas a las que conocer.