encuentro caza de brujas

Imagen oficial del II Encuentro feminista sobre la caza de brujas que se realizará en Madrid.

Encuentro feminista busca «reescribir la historia» de la caza de brujas

Cristina Bazán | Madrid - 27 octubre, 2022

Madrid acogerá este 28, 29 y 30 de octubre el II Encuentro feminista internacional sobre la caza de brujas, evento con el que se busca «reescribir la historia» que se cuenta acerca de la persecución y asesinato de mujeres entre los siglos XV y XVIII.

Durante los tres días se realizarán conferencias, coloquios y proyecciones que tienen el objetivo de «dar a conocer la situación histórica de lo que fue realmente la caza de brujas, pero también aclarar que no es un acontecimiento pasado sino que en el presente se sigue dando», explica a Efeminista la integrante de la Campaña por la memoria de las mujeres acusadas de brujería de Madrid, Sonia Pérez.

«La Campaña nace precisamente porque se descubre la necesidad imperiosa de visibilizar un episodio histórico que no solo ha sido invisibilizado por los sistemas educativos y por la historia oficial, sino que además ha estado detrás de una serie de estereotipos, mitos y leyendas que han servido como estrategia durante siglos para ocultar una realidad», agrega Yolanda Pividal.

Las organizadoras aseguran que es necesario desmontar esas teorías del pasado para «intentar analizar la realidad de la violencia contra la mujer que nos ocupa hoy. De dónde nace, ir al origen de esa violencia contra la mujer que vemos que lejos de ser un tema que se resolvió va in crescendo», afirma Pividal.

En el encuentro, cuyas inscripciones aún están abiertas, participará la escritora y activista feminista Silvia Federici y otras teóricas y expertas en el tema, además de mujeres de Ecuador y la India, quienes relatarán la persecución que aún se vive en territorios donde hay extractivismo y donde se asesina a defensoras de los derechos ambientales.

«Se trata de mirar hacia atrás para poder entender el presente. En el presente hay muchas cosas que ya están pasando y muchas de las personas que nos van a acompañar en este encuentro nos van a dar esas claves para entender lo que está pasando», explica Yolanda Pividal.

«Reescribir la historia» de la caza de brujas

Sonia Pérez relata que la importancia de contar la historia bajo una perspectiva feminista es conocer también lo «que se ha tergiversado».

«Reescribir la historia es fundamental porque nos va a dar otra perspectiva no solo del pasado, sino del presente. Se trata de reivindicar la memoria de unas personas a las que se las persiguió, acusó y asesinó y que no caigan el olvido. Es una cuestión también de justicia histórica con estas mujeres que sufrieron esta situación y que además, gracias a su labor, las mujeres del presente hemos podido acceder a ciertos derechos», detalla.

Pividal agrega que en realidad toda la historia necesita una perspectiva feminista. «Desde descubrimientos científicos, avances tecnológicos, etc. Siempre la mujer se ha mantenido ahí en un cajón. Somos un sujeto que no es sujeto, que no ha creado historia. Siempre hemos sido un sujeto pasivo y en este caso no solo pasivo, hemos sido sujeto atacado».

Añade también que no todas las mujeres acusadas de brujería y luego asesinadas estaban luchando por algo en específico. «En muchos casos, simplemente es que interesaba cambiar el rol de la mujer. Lo explica muy bien Silvia Federici: la base fundamental del capitalismo es la reproducción del trabajo. Se necesita que la mujer tenga un papel reproductivo fundamentalmente y si controlas a la mujer, a su útero, controlas la reproducción y controlas la familia».

«Entonces, cuando quitamos todo esa historia perdemos totalmente de la perspectiva feminista y por un lado perdemos la importancia del papel de la mujer en la historia, pero también la importancia que tiene el ataque que la mujer ha sufrido a lo largo de la historia y los intereses que hay detrás», comenta Yolanda Pividal, quien también hace un paralelismo de esa situación de control de las mujeres con lo que ha pasado en Estados Unidos con el derecho al aborto o con los feminicidios en otros países de la región.

«La perspectiva feminista, como ha dicho Yolanda, es fundamental porque la que tenemos de la historia es la perspectiva patriarcal y está normalizada como si fuera la universal, la única y la que debe ser», puntualiza Sonia Pérez.

Generar cambios tangibles

Otro de los objetivos del encuentro es «reescribir urbanísticamente los espacios» y «generar conciencia» en la capital española. «Hemos hecho un escrito al Ayuntamiento pidiendo que se cambien los nombres de ciertos lugares o que se añadan placas explicativas. Por ejemplo: ‘Plaza Mayor de Madrid: lugar de ejecución es de mujeres acusadas de brujería'», cuenta Pérez.

También están en conversaciones con museos o ferias en las que se «explota la imagen tradicional inventada y patriarcal de la bruja». «No decirles que dejen de vender los objetos, que a lo mejor les supone un negocio, sobre todo en comunidades pequeñas en las que explotar que tu pueblo fue un pueblo de brujas les representa ciertas ganancias, pero sí hacer que cambien el discurso, que cuenten lo que en realidad sucedió», agrega.

«Nos toca a nosotras reescribir su historia, no podemos esperar a que lo hagan desde arriba. Queremos generar nodos de mujeres en cada una de las poblaciones, desde el pueblo más pequeño a la ciudad más grande, y que decidan juntas ponerse a investigar, hacerse preguntas juntas, buscar archivos, generar documentos que puedan cambiar la narrativa», dice Yolanda Pividal.

Como ejemplo, Pérez cita a iniciativas que se han realizado en otros lugares como Escocia. Allí, dice, hay un grupo muy importante de mujeres luchando por la recuperar la memoria histórica. «Están consiguiendo cambios a nivel político de reconocimiento o que se pida perdón. Aunque nosotras más que perdón, queremos reparación», reconoce.

Los encuentros se realizarán en el Ateneo «La Maliciosa» y en el Centro de Arte del Museo Reina Sofía.