Feria Libro 2021

Las portadas de los diez títulos recomendados por Efeminista para esta Feria del Libro 2021.

Diez títulos con mirada violeta en la Feria del Libro de Madrid 2021

Cristina Bazán y Carmen Sigüenza | Madrid - 12 septiembre, 2021

Después de dos años sin Feria del Libro de Madrid debido a la pandemia, la librería al aire libre más grande de España celebra por fin, en este 2021, su 80 edición en el Parque del Retiro, un buen momento para poder conocer obras, ya sea de ensayo o de ficción, nacionales o internaciones, que ayuden a comprender y a reflexionar acerca del feminismo como camino hacia la igualdad entre hombres y mujeres, la perspectiva de género o la normativa  de poder. En definitiva, libros con mirada violeta para conseguir una sociedad más justa.

Aquí van diez recomendaciones de EFEMINISTA.

«El Lunes nos querrán», Najat el Hachmi

La novela de Najat el Hachmi “El lunes nos querrán” cuenta la historia de una joven de diecisiete años que desea encontrar la libertad para descubrir qué es lo que la hará feliz, pero las condiciones de las que parte son complicadas.

«Vive en un entorno opresivo del que no le será fácil salir sin tener que pagar un precio demasiado alto», se señala en la sinopsis del libro. Todo empieza el día en que conoce a una chica cuyos padres viven su condición cultural sin las ataduras del resto de su comunidad, y que encarna lo que ella ansía.

“’El lunes nos querrán’ (Destino) es un libro que está generando un fenómeno muy importante; porque, por primera vez, tengo lectoras que son como las protagonistas de la novela y que me transmiten lo que supone para ellas que alguien cuente su historia”, ha contado Hachmi, cuya novela ha recibido el Premio Nadal 2021.

Hachmi es una escritora española de origen marroquí que ha crecido escuchando que vivía entre dos mundos, Marruecos y Cataluña, lugar al que llegó con solo ocho años de edad, y ese fue uno de los motivos que la empujaron a escribir, para “derribar muros».

«El invencible verano de Liliana», Cristina Rivera Garza

El 16 de julio de 1990, Liliana Rivera Garza fue asesinada, presuntamente por su exnovio, huido desde entonces. Ahora su hermana, la escritora mexicana Cristina Rivera Garza, reconstruye la vida y la memoria de esta joven brillante, estudiante de arquitectura, a la que a los 20 años le arrebataron la vida cuando decidió que quería terminar la relación con quien había sido su novio desde la preparatoria, que insistía en no dejarla ir.

“El invencible verano de Liliana” (Literatura Random House) es el título de este impresionante libro que ha escrito la narradora, traductora y critica mexicana rescatando la vida de una mujer brillante y audaz “que careció, como nosotros mismos, como todos los demás, del lenguaje necesario para identificar, denunciar y luchar contra la violencia sexista y el terrorismo de pareja que caracteriza a tantas relaciones patriarcales”, ha dicho la escritora en una entrevista con Efeminista.

Para la autora, este «ha sido el libro más difícil» que ha escrito. Pero también el que «ha significado una liberación mayor». «Simplemente el hecho de haber atravesado el ejercicio de hacerlo ya para mí es una ganancia. La respuesta ha sido tan rica, tan solidaria, tan generosa. También me ha enseñado que los libros no sólo nos ayudan a articularnos por dentro, a rehacernos por dentro», ha agregado.

«Catedrales», Claudia Piñeiro

La última novela de la escritora argentina Claudia Piñeiro, “Catedrales”, es un alegato en contra de la represión que ejercen “todas las religiones” y la familia sobre la libertad de las mujeres. La obra ha llevado a su autora a ganar el Premio Dashiell Hammett en la trigésima cuarta Semana Negra de Gijón 2021.

Piñeiro ha escrito “Catedrales” (Alfaguara), su decimosexta novela, con la intención de romper “los estereotipos” y la “hipocresía” de una sociedad que adapta los valores a conveniencia y está dirigida por hombres.

La historia parte del hallazgo del cadáver de una joven de 17 años, Ana, descuartizada y quemada, sin que se sepan las circunstancias de su muerte treinta años después, cuando su familia continúa buscando unas respuestas que la administración del Estado no le da.

A partir del caso policial sin resolver, la autora se adentra en los distintos personajes de la familia, en la que cada uno con sus creencias religiosas o su falta de fe condiciona la vida del resto.

«Mujeres del alma mía», Isabel Allende

Como un ejercicio de memoria y ensayo personal sobre su relación con el feminismo y el hecho de ser mujer, ha denominado la Isabel Allende a su última obra, Mujeres del alma mía.

Allende, la escritora viva más leída en castellano, ha asegurado que la revolución feminista «es, probablemente, la más importante de la historia”, y que cree que tenía como unos cinco años cuando inició su camino en el feminismo.

En el libro que publica Plaza & Janés, Allende reivindica que la edad madura hay que vivirla, sentirla y gozarla con plena intensidad: “cada año vivido y cada arruga cuentan mi historia”.

En “Mujeres del alma mía”, Allende repasa su vinculación con el feminismo y recuerda a algunas mujeres imprescindibles en su vida, “como sus añoradas” Panchita, Paula o la agente Carmen Balcells; a escritoras relevantes como Virginia Woolf o Margaret Atwood o más jóvenes y desconocidas como la somalí Warson Shire; políticas como Michelle Bachelet; cantantes como Violeta Parra o el grupo chileno de rap Lastesis.

«El Evangelio según María Magdalena», Cristina Fallarás

María Magdalena fue una mujer importante en la vida de Jesús y un pilar de la fundación del cristianismo, sin embargo su papel “ha sido tapado a conciencia” por la Iglesia católica que, bajo un sesgo patriarcal, se ha encargado de menospreciarla y borrarla, casi por completo, de la historia.

La periodista y escritora Cristina Fallarás ha decidido darle voz con ‘El Evangelio según María Magdalena’ (Ediciones B, 2021), un relato feminista con el que le planta cara al machismo. Con este libro, Fallarás saca de las tinieblas a una mujer rica, independiente y artífice de muchos de los milagros que se le atribuyen al Nazareno.

“Cuando Jesús les dice a sus apóstoles ‘dejad vuestras casas y salid a los caminos que ya os darán comida y techo’, ¿quién les da comida?, las mujeres, que son las que manejan el alimento. ¿Quién les da techo?, quienes manejan la casa, las mujeres. Si lo pones en boca de una mujer, de repente, sin modificar los hechos, cambia el relato«, ha explicado a Efeminista Fallarás, quien asegura que escribió el libro a mano para “travestirse de María Magdalena”.

«Mi vida en la carretera», Gloria Steinem

Gloria Steinem tuvo una infancia itinerante. Cuando era pequeña, su padre solía meter a toda la familia en el coche y conducir, cada otoño, a lo largo de Estados Unidos en busca de aventuras para ganarse la vida. Y así se plantó la semilla: Steinem se dio cuenta de que crecer no tenía por qué significar estar siempre en el mismo lugar.

Así comenzó una vida dedicada al viaje, al activismo y al liderazgo, a escuchar las voces de quienes inspiran el cambio y la revolución de esta periodista, escritora, icono de la revolución feminista y pieza clave en la lucha por los derechos de la mujer en Estados Unidos, que este año recibió el Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades 2021.

«Mi vida en la carretera» (Alpha Decay) es la historia amena, conmovedora y profunda de cómo Gloria fue creciendo, y con ella también creció el movimiento revolucionario por la igualdad, desde su primera experiencia de activismo feminista en India a su trabajo como periodista en los años sesenta; del torbellino de las campañas electorales a la fundación de la revista Ms.

“Recuerdos de mi inexistencia”, Rebecca Solnit

La escritora, historiadora y una de las pensadoras feministas estadounidenses más prestigiosas, Rebecca Solnit (Bridgeport, Connecticut, 1961), ha publicado en español su volumen de memorias “Recuerdos de mi inexistencia” (Lumen), un libro en el relata cómo se hizo escritora y encontró su propia voz en el mundo patriarcal, y en el que la ciudad de San Francisco, donde vive desde los 17 años, es también protagonista de esta construcción personal.

La escritora explica que comenzó a escribir “Recuerdos de mi inexistencia” porque quería abordar “la condición universal de la mujer”, es decir, “tener tu propia voz”, y lo que significa no tenerla.

“Parte de la violencia contra la mujer es una violencia contra tener voz. Tener voz no es una capacidad de formular sonidos. Tener voz supone representarte a ti misma, poder participar en la sociedad, establecer límites, poder decir que sí o que no”, dice.

«Las malas», Camila Sosa Villada

“Nosotras, las olvidadas, ya no tenemos nombre. Es como si nunca hubiéramos estado allí”. Con esa frase termina Camila Sosa Villada su libro ‘Las Malas’, donde relata la vida de un grupo de travestis, en homenaje a las que conoció en su época universitaria en Córdoba (Argentina) cuando era prostituta, y que refleja una realidad que, asegura, aún viven: la invisibilidad.

“La lucha creo que ha sido diferente, porque las travestis no estábamos en el lenguaje y seguimos sin estarlo, que es lo más loco. Yo oigo hablar al presidente de Argentina, que es un hombre progresista, tiene un hijo drag queen, que tiene un interés social diferente al presidente que se fue y, sin embargo, no nos menciona. No nos menciona en sus discursos. Hablan de la pobreza y no hablan de las travestis, hablan de las muertes y no hablan de las travestis. Es decir, la lucha es incluso más agotadora”, ha dicho la escritora y actriz trans en una entrevista pasada con Efeminista.

En el libro, Sosa también mira hacia su niñez y adolescencia, la época en la que inició el camino de transición de Cristian a Camila. Y, por medio de la ficción, recrea el día a día de mujeres trans que se valieron de aceite de avión para moldear sus cuerpos.

‘Las Malas’ (Tusquets), que es considerada por la misma autora como un “acto de reivindicación, resistencia y absoluta belleza”, convirtió a Sosa Villada en una de las escritoras más leídas de Argentina en 2019.

“Feminismo vibrante”, Ana Requena

Con la culpa y el pudor como punto de partida, el libro “Feminismo vibrante”, de la periodista Ana Requena Aguilar, trata de contribuir a una conversación colectiva que reivindique el derecho al placer negado a tantas mujeres y que pueda servir a muchas de ellas como espejo donde identificar sus vergüenzas, pero también sus ganas de hablar de sexualidad.

“Hemos roto el silencio sobre la violencia sexual, pero esto debería ir acompañado también de una ruptura del silencio respecto a nuestro placer y a nuestro deseo”, ha afirmado a Efeminista Requena Aguilar, redactora jefa de Género en eldiario.es, a propósito de la publicación del libro, a finales de 2020.

En “Feminismo vibrante” (Roca Editorial) lo político y lo íntimo se dan la mano para reflexionar, sin eufemismos, acerca de todas las losas que el patriarcado ha puesto sobre la vida sexual de las mujeres: culpa, vergüenza, pudor, promiscuidad, negación, insatisfacción, silencio, estigma, hostilidad y miedo.

«Las maravillas», Elena Medel

“Las maravillas”, de Elena Medel, es uno de esos libros que quedará como testimonio de una época, el de las últimas décadas en España. Medel, poeta, editora, traductora y autora de varios poemarios premiados, como ‘Chatterton’ (Visor), ha decidido dar voz a la precariedad, a la falta de dinero, a la verdad en blanco y negro de la clase trabajadora y al tema de los cuidados y los cuerpos. Todo ello con rostro de mujer.

“Las maravillas» (Anagrama) comienza y acaba el 8M de 2018, una fecha emblemática para las protagonistas de una novela que ya ha sido traducida a seis idiomas y que narra la vida de dos mujeres de diferentes generaciones que se mueven en la misma situación de precariedad, en un barrio obrero y padeciendo la desigualdad social entre hombres y mujeres.

Por esta obra, Medel ha sido galardonada con el Premio Francisco Umbral al Libro del Año 2020. Según el fallo del jurado, ha destacado la frescura literaria de la obra y la “excelente calidad poética” de su prosa. Así se convierte en la primera mujer en ganar el premio convocado por la Fundación Francisco Umbral.