argentina protocolo acceso aborto

Evento en el que el presidente de Argentina, Alberto Fernández, promulga oficialmente la ley del aborto aprobada el 30 de diciembre pasado, con la que toda mujer podrá interrumpir voluntariamente su embarazo hasta la semana 14 de gestación. EFE/Juan Ignacio Roncoroni

Argentina actualiza el protocolo para garantizar el acceso al aborto

EFE | Buenos Aires - 2 junio, 2021

El Ministerio de Salud de Argentina ha actualizado el protocolo destinado a los equipos y establecimientos de salud que busca garantizar el acceso a la Interrupción Legal del Embarazo (ILE), la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) y la atención posaborto.

El protocolo ahora es parte del Programa Nacional de Garantía de Calidad de la atención médica, por medio de la resolución ministerial 1531/2021 que ya está en el Boletín Oficial.

Esta guía se actualiza después de que Argentina aprobara en diciembre pasado la ley que permite la IVE hasta la semana 14 de gestación inclusive, que fue promulgada el 14 de enero último.

El país ya contaba con un protocolo para la ILE, cuya última edición era de 2019, ya que desde 1921 estaba despenalizada la interrupción del embarazo por causas de salud, riesgo de vida y violación.

El protocolo para el acceso al aborto en Argentina

El protocolo “busca garantizar el acceso a la IVE/ILE en todo el territorio nacional”, según ha señalado la ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, en la presentación virtual del protocolo, en el marco del Día Internacional de Acción por la Salud de la Mujeres.

Mientras que la ministra de Salud, Carla Vizzotti, ha mencionado  que “es una guía para todo el sistema de salud, independientemente de la cobertura social y una herramienta de justicia social”.

Y ha agregado que “las provincias y las organizaciones sociales son protagonistas absolutos de este camino, de esta realidad y del desafío que tenemos por delante para implementar esta ley”.

El protocolo «permite fijar estándares de acceso y calidad en la atención de las personas en situación de interrupción del embarazo y postaborto, como así también de apoyo y respaldo a las instituciones que vienen garantizando este derecho”, ha explicado Valeria Isla, directora nacional de Salud Sexual y Reproductiva de la cartera sanitaria.

La funcionaria ha agregado que el documento contempla intervenciones “basadas en la mejor evidencia científica actualizada, en las experiencias previas de implementación de versiones anteriores de protocolos nacionales y provinciales y en las buenas prácticas llevadas adelante por los servicios de ILE”.

Las partes de la guía actualizada

El protocolo contiene dos partes, una dedicada al marco legal y otra que se ocupa del proceso de atención integral de las personas con derecho a la ILE, según ha detallado Salud.

Desde el punto de vista clínico, la norma dice que incorpora las recomendaciones internacionales acerca de los procedimientos para la ILE -dosis de medicamentos y aspiración manual endouterina (AMEU)- y refuerza la importancia del acceso rápido a la atención integral, reforzando la necesidad de resolución en el primer nivel de atención y en los tratamientos con medicamentos.

En tanto, Salud ha aclarado que la guía “está diseñada en base a la comprensión fundamental de que el personal de salud es responsable de asegurar y no obstruir el derecho a la IVE”.

Y ha recordado que la realización de una IVE o ILE debe guiarse por los principios y derechos al “trato digno, privacidad, confidencialidad, autonomía de la voluntad, acceso a la información, y calidad” para garantizar el tratamiento del aborto conforme a los estándares de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y en el marco de los derechos humanos.