Yuko Tsushima, la Virginia Woolf japonesa

Carmen Sigüenza - 20 agosto, 2020

Ganadora en 1978 del prestigioso Premio Noma, «Territorio de luz», de la escritora japonesa Yuko Tsushima es un clásico que se publica ahora en español, y tremendamente actual, sobre la maternidad -algo consustancial a la mujer en Japón-, la construcción de la propia identidad tras un divorcio, la soledad, la dependencia, la conciliación con el trabajo y las propias contradicciones humanas ante una sociedad llena de prejuicios.

«Territorio de luz» lo publica ahora en español Impedimenta con traducción de Tana Oshima. Un relato lleno de poesía que narra la vida de una madre soltera llena de contradicciones que lucha por su transformación en pleno proceso de divorcio y que divide su tiempo entre cuidar a su pequeña hija de dos años y su trabajo como bibliotecaria.

Yuko Tsushima, la Virginia Woolf japonesa

De la literatura de Yuoko Tsushima, que nació en 1947 en Tokio, donde falleció en 2016, la escritora y crítica inglesa Margaret Drabble dijo que nada tenía que envidiar a los mejores textos de Virginia Woolf. Y es que en «Territorio de luz» Tsushima ofrece con una delicadeza casi transparente, como si la novela flotara sobre el agua, temas sustantivos y fundamentales, a los que arroja una luz sutil para la construcción de una mujer. Una narración que envuelve también con ironía y sentido del humor.

El relato encierra el testimonio de una mujer a la que la deja el marido y se queda perdida de la noche a la mañana. Ella, que pasa de la risa al llanto, al principio tiene esperanzas de que vuelva, pero una vez que ha aprendido a lidiar con el agujero de la ausencia, no quiere su regreso.  Será, entre otras cosas, cuando decida quistarse el apellido de su marido, Fujino, -nombre y baldón por el que se la conoce en la nueva casa que ocupa con su niña- cuando se sienta «un ser vivo independiente».

Maternidad, transición

La protagonista pasa esa transición con el lector en un relato con tensiones, tropiezos y alegrías, y lleno de imágenes en un barrio de Tokio, donde el piso, lleno de ventanas que habitan ambas, también adquiere vida y es protagonista de ese recorrido de búsqueda.

El padre de Yuko Tsushima, el novelista Osamu Dazai, se suicidó tirándose al río Tama junto a su amante, cuando la autora solo tenía un año, y eso marcó a la escritora. Sobre este suceso luego escribiría un relato con el título «El reino del agua». A lo largo de su carrera obtuvo los más importantes premios de su Japón natal, incluyendo el Noma Literary Prize o el Izumi Kyoka Prize. Fue considerada por The New York Times como «una de las más importantes escritoras de su generación». Heredera confesa de Faulkner y Tennessee Williams, es autora de títulos como Hija de la fortuna (1978), La galería de tiro y otras historias (1973-1984) o Territorio de luz (1979). Falleció en febrero de 2016 en Tokio.