Elvia Barrios se convierte en la primera presidenta del Poder Judicial de Perú

EFE | Lima - 6 enero, 2021

Tras 196 años desde la creación del Poder Judicial de Perú y en el año en que el país andino celebrará el bicentenario de su independencia, la jueza suprema Elvia Barrios se convierte en la primera mujer en presidir el organismo, un hito histórico que da un paso más por la «justicia de género» del país.

El inicio del año judicial en Perú ha tenido un especial significado pues representa un momento histórico para la administración de la justicia en la nación, según ha destacado el presidente de la República, Francisco Sagasti, en su discurso en la sede del Palacio de Justicia.

«Asistimos a un hecho histórico, celebramos la asunción de funciones de la presidenta Elvia Barrios, desde 1825 en que Manuel Lorenzo Vidaurre fue el primer presidente de la Corte Suprema. Desde entonces jueces supremos han ocupado el más alto cargo», ha recordado el mandatario.

Sagasti ha querido resaltar que «hoy, por primera vez, (el cargo) lo ocupa una presidenta, y con esta noticia esperanzadora empieza a darse un cambio en nuestro país, empieza a consolidarse una tendencia de justicia de género«.

Mujeres en los principales cargos

El gobernante ha añadido que la llegada de Barrios al más alto cargo en la Corte Suprema y el Poder Judicial contribuye a que el Consejo de Estado tenga en su mayoría a mujeres entre sus integrantes, como las titulares de la Fiscalía, del Tribunal Constitucional, del Parlamento, del Consejo de Ministros, entre otros puestos.

Sagasti ha remarcado que el arribo de Barrios «representa un reconocimiento a todas las mujeres» y un compromiso para «construir un sistema de justicia digno«, que garantice el acceso a la justicia de las poblaciones vulnerables.

En su discurso de asunción al cargo, Barrios ha declarado que la crisis sanitaria y social generada por la pandemia de la covid-19 ha provocado en el país un «punto de inflexión que ha desnudado nuestras debilidades, pero también del sistema de justicia».

Entre los principales problemas en la administración de justicia que han generado el descrédito entre la ciudadanía, la magistrada ha destacado el tener «servicios insuficientes, tardíos y deficitarios», así como «la corrupción y nuevos riesgos, que exigen respuestas creativas y rápidas».

Más de dos millones de juicios pendientes

Barrios también ha criticado que el sistema judicial tenga más de un millón de expedientes judiciales en trámite y además cerca de un millón y medio en ejecución, lo cual revela la urgencia de aplicar una rápida descarga procesal, como una de las principales metas de gestión.

Para esta labor, la presidenta del Poder Judicial ha anunciado la formación de equipos de apoyo para las salas constitucionales y penales de la Corte Suprema, así como un plan de automatización y transformación digital, que reduzca los plazos y el uso de personal en notificaciones judiciales.

Respecto a la lucha contra la corrupción, Barrios ha afirmado que tienen la «obligación de cambiar la percepción negativa» de la ciudadanía contra el Poder Judicial, a raíz de los escándalos que comprometieron a magistrados con este delito, y ha anunciado una cultura organizacional basada en la transparencia.

Acelerar la administración de justicia

Entre las medidas urgentes que implementará en los próximos seis meses, Barrios ha anunciado que todas las causas abiertas en el 2020 deberán estar resueltas en este año y que las resoluciones serán publicadas el día de su votación.

Igualmente, a partir del segundo semestre, los 3.417 jueces del país tendrán un casillero digital individual con todas sus resoluciones a las que la ciudadanía tendrá libre acceso.

En los casos de familia, las comisarías especializadas de la Policía Nacional deberán operar en forma directa con los juzgados de familia mediante notificaciones digitales.

Barrios también ha recalcado que una de las banderas de acción de su presidencia será la continuidad del sistema nacional especializado en violencia contra la mujer para combatir la violencia de género y contra el grupo familiar.

Ayuda internacional contra la trata

Asimismo, la magistrada ha agradecido la cooperación internacional que «ha sido soporte fundamental para erradicar la trata de personas, un delito invisible que demanda mayor acción y nos obliga a reaccionar de manera inmediata».

Ante un salón con reducido número de autoridades invitadas debido a las restricciones sanitarias, Barrios ha expresado que asume «el compromiso de sentar las bases y pilares de la modernización del Poder Judicial«.

«Es nuestro tiempo, nuestro momento para que conjuntamente con los hombres construyamos una patria libre e inclusiva«, anotó.

Piden destitución de un centenar de jueces

Por su parte, el saliente presidente del Poder Judicial, José Luis Lecaros, ha recordado las medidas adoptadas durante su gestión en la lucha contra la corrupción en la judicatura y señaló que 147 magistrados tienen pedidos de destitución por inconductas comprobadas por el órgano de control.

Asimismo, Lecaros ha llamado la atención sobre el presupuesto estatal destinado a la administración de justicia, que equivale a 218.000 dólares anuales por magistrado, casi la mitad del presupuesto de los países vecinos, y de 22,5 dólares por habitante.