Zarifa Ghafari

Foto referencial. La activista y exalcaldesa afgana Zarifa Ghafari ha pedido desde Alemania la "solidaridad" de las "mujeres de todo el mundo" frente a la tragedia de su país. EFE/Quique Garcia/Archivo

Exalcaldesa afgana Zarifa Ghafari pide solidaridad a las «mujeres del mundo» para salvar a su país

EFE | Berlín - 1 septiembre, 2021

La activista y exalcaldesa afgana Zarifa Ghafari ha pedido desde Alemania la «solidaridad» de las «mujeres de todo el mundo» frente a la tragedia de su país.

Zarifa Ghafari, quien ha logrado salir de su país junto con su esposo y llegar a Alemania, ha advertido de que la toma del poder por los talibanes pone en peligro «a la nación entera».

«Debemos levantarnos a favor de todas las mujeres, niños y hombres de Afganistán. Debemos hablar de lo que ha ocurrido en estos 20 años, necesitamos la solidaridad de las mujeres de todo el mundo», ha declarado Ghafari en una intervención virtual coordinada desde Berlín por la plataforma germano-iraquí Hawar Help.

Zarifa Ghafari, un icono en la lucha

La activista pro derechos humanos, al borde de las lágrimas, ha recordado que los esfuerzos internacionales deben centrarse en ayudar «a todo mi país», no solo a los que ya consiguieron salir de él.

Zarifa Ghafari se convirtió en 2018 en alcaldesa de la ciudad de Maidan Sahar, capital de la provincia de Vardak. Es un icono en la lucha por el reconocimiento de los derechos de la mujer en su país y, tras su salida de Afganistán, lleva a cabo una intensa campaña ante las autoridades alemanas.

«Corremos el peligro de dividir la suerte de los afganos entre los que Occidente considera legitimados para ser rescatados, porque fueron sus colaboradores, y el resto del país, cuando en realidad está amenazada toda la población», ha señalado en ese mismo foro Marjan Haidan, activista germano-afgana de la ONG Global Movement for Peace in Afghanistan.

La plataforma Hawar Help, hasta ahora dirigida a proyectos alemanes de ayuda a Irak, se ha convertido ahora en pantalla de las activistas por los derechos de la mujer en Afganistán.

Vías civiles de rescate

La comparecencia ante los medios de hoy, en formato híbrido, coincide con la gira del ministro de Exteriores alemán, Heiko Maas, por diversos países de la región, como Uzbekistán y Tayikistán, además de Turquía, en busca de fórmulas para seguir rescatando a afganos tras la retirada de las tropas internacionales.

En el operativo de evacuaciones, que el ejército alemán cerró la semana pasada, se logró sacar del país a unas 4.600 personas, entre ellas 3.850 afganos y unos 400 alemanes, mientras que el resto corresponde a otra nacionalidades.

De estos 3.850 afganos apenas unos 640 habían sido colaboradores locales propios de Alemania o sus familiares directos.

Alemania, dispuesta a colaborar

El Gobierno alemán estima en unos 40.000 el número de afganos que se deben rescatar, entre contratados locales, colaboradores de ONG y otras organizaciones alemanas, activistas o periodistas, así como las personas de su núcleo familiar.

Para la evacuación en aviones militares, el país organizó un puente aéreo entre Kabul y Uzbekistán, tras lo cual esas personas se transportaban a Alemania por la aerolínea Lufthansa.

Uzbekistán se ha mostrado dispuesta a mantener la colaboración con Berlín, si se consigue establecer esa vía civil y siempre bajo la condición de que esas personas no se quedarán en su territorio, sino que serán trasladadas a Alemania.